martes, 7 de octubre de 2008

My Blue Berry nights. El sabor de la noche o del buen cine




TITULO ORIGINAL
My Blueberry Nights
AÑO
2007

DURACIÓN
111 min.

DIRECTOR
Wong Kar-Wai
GUIÓN
Wong Kar-Wai, Lawrence Block
MÚSICA
Shigeru Umebayashi
FOTOGRAFÍA
Darius Khondji
REPARTO
Norah Jones, Jude Law, Natalie Portman, Rachel Weisz, David Strathairn, Hector A. Leguillow
PRODUCTORA
Coproducción Hong Kong-China-Francia


En el año 2007 Wong Kar-Wai dio el esperado paso hacia el cine norteamericano con My blueberry nights. El film cuenta la historia de una joven, Elisabeth (Norah Jones) que tras una ruptura sentimental decide recorrer América para alejarse de todo, dejando atrás a un buen amigo (Jude Law). Durante el trayecto la protagonista conocerá a otros personajes más heridos que ella hecho que le ayudará a reencontrarse consigo misma .
El director Hongkonés continua en la línea de sus anteriores trabajos, como In the mood of love ( 2000 ) o 2046 (2004). Una de las principales características de las escenas de los Films del director es la sutileza en la composición de las mismas y el destacado protagonismo del silencio entre los personajes. En esta ocasión recurre de nuevo al uso de unas imagenes caracterizadas por un gran potencial estético combinadas astutamente con grandes temas musicales para explicar los sentimientos más primarios de sus personajes tales como el desamor o el deseo. Los temas principales estan compuestos por Ry Cooder, sin embargo canciones como las de Norah Jones, protagonista del film, o de Otis Redding cargan las escenas de una alta emoción y proporcionan una mayor comprensión de la historia. Por otro lado, de los actores que participan en la película cabe destacar la gran actuación de David Strathairn en el papel de un policía alcohólico abandonado por su mujer, interpretada magistralmente por Rachel Weisz. Del resto de actores principales, Jude law, Norah Jones y Natalie Portman podemos decir que cumplen adecuadamente con sus actuaciones. Sin duda el último film de Wong kar-Wai cumple con todas las mejores expectativas de poder contemplar de nuevo su gran proeza audiovisual.

1 comentario:

Jordi Sánchez Navarro dijo...

Está muy bien, pero es demasiado breve. Wong da para extenderse mucho más.