jueves, 20 de noviembre de 2008

MARTÍN (HACHE)


MARTÍN (HACHE)


Dirección: Adolfo Aristarain
Guión: Adolfo Aristarain y Kathy Saavedra
Reparto: Federico Luppi, Juan Diego Botto, Eusebio Poncela, Cecilia Roth, Sancho Gracia, Ana María Picchio
Música: Fito Páez
País: Argentina
Año: 1997



El apodo “Hache” viene de Hijo, así es como llama Martín a su hijo para diferenciarlo ya que los dos portan el mismo nombre. El viaje de Hache comienza en la Argentina, sus padres están separados: su madre vive con una nueva pareja y una nueva familia mientras que su padre está en España trabajando en cine. Un buen día Hache es ingresado en el hospital por consumir drogas y Martín, su padre, no duda en volar hacia allá rápidamente y deciden entre todos que es mejor que vaya una temporada a España con su padre. Éste vive en Madrid en un entorno que en principio no es muy aconsejable para un adolescente metido en las drogas. Anda con una mujer que consume y su mejor amigo es un camello, aunque él siempre aparece dignamente y no se le ve consumir.

Para mí, tiene una especial relevancia el papel de Eusebio Poncela, su personaje se hace llamar Dante, es actor y VIVE la vida a cada segundo. Los diálogos en este film resultan interesantes y pegan a la pantalla al espectador desde que comienza la película hasta que termina, y aún ahí te quedas sentado en la butaca de la sala pensando y repasando toda la historia que acaba de pasar por delante de ti como un suspiro. Y piensas en cómo la vida puede llevar de una razón u otra a distintos caminos dependiendo de las elecciones que hagamos.

“Martín (Hache)” es una película estupenda con mucha vida en su interior, derrocha energía y al mismo tiempo se ven las bajezas y los malos momentos de los distintos personajes, sus dudas, inquietudes, sus buenos y malos momentos. Una de esas “pelis” que te apetece volver a ver. La historia puede impresionar en su final, que no desvelaré, pero vale la pena ver el camino que recorre cada uno de los personajes y la manera de interactuar que tienen, espectacular! ¡Tienes que verla!

No hay comentarios: